viernes, 3 de agosto de 2007

Las Afirmaciones y la Mente

Por que funcionan las afirmaciones? Esa es una pregunta dura, pero una que es importante. Algunas personas no les importa porque funcionan las afirmaciones; ellos simplemente se sienten cómodos sabiendo que funcionan. Sin embargo otros buscan una explicación del poder de las afirmaciones.
Las afirmaciones son un proceso en el que programas deliberadamente tu mente para que funcione de cierta manera. Para entender que significa esto, necesitas primero entender que tu mente trabaja de dos maneras diferentes.
La parte consciente es en la que tu mente opera para ayudarte con las labores cotidianas. Esta muy relaciona con las cosas materiales y el mundo a tu alrededor. Has notado alguna vez, un monologo que de manera continúa esta en tu cabeza durante el día? Por ejemplo:
“Está bien, primero tengo que ir a la tienda, luego regresar a lavar los trastes. Oh! Ahí está la tarjeta de cumpleaños que estaba buscando. Me pregunto si debería mandarla ahora mismo. Eso me recuerda que tengo que comprar estampillas. Mejor lo pongo todo en una lista…”
Y así sigues y sigues. Ese es tu consciente trabajando. Tienes control directo sobre tu mente consciente. Es la parte de la mente que usas para coordinar tu cuerpo y tus pensamientos.
Pero hay otra parte de tu cerebro, sin embargo, que no está bajo tu control. El subconsciente opera a niveles más profundos. Esta porción de tu cerebro se encuentra sujeta a un medio “no físico”. Tiene conexión con tus emociones, incluyendo el entusiasmo, miedo y motivación
Tu subconsciente trabaja en automático. No está bajo tu control directo, pero responde en la manera en la que la programaste antes. Esta programación ocurrió mientras tú crecías con los eventos y las emociones que experimentaste. Cuando tienes el impulso interno de hacer algo y que no puedes dejar de pensar en ello, es la evidencia de que tu subconsciente está trabajando.
Así que , todo esto que tiene que ver con las afirmaciones? Tu subconsciente controla tu vida. Aunque tu consciente está ahí para las cosas cotidianas, tu subconsciente es quien realmente lleva a cabo los efectos a gran escala de quien, que, donde y como en tu vida. Para poder poner tu subconsciente a trabajar a tu favor, tienes que “programarla” para que lo haga. La programación puede ocurrir con el uso de las afirmaciones.
Cualquier cosa que se repite en el nivel consciente de tu mente (como las afirmaciones) eventualmente hará que el nivel subconsciente se programe. Hasta este momento durante toda tu vida has experimentado una gran cantidad de programación. Cualquier actitud, conducta o eventos que se repitieron constantemente en tu vida han ido programando tu subconsciente.
Por ejemplo, tu mama siempre te recompensó un trabajo bien hecho con una galleta o un trato tierno. Mientras ibas creciendo, esto te paso cientos si no es que miles de veces. Tu subconsciente desarrollo una conexión entre recompensarte y comer dulces . Esta conexión no está del todo mal, pero puede representar un problema si lo que tratas de perder eso peso.
Puedes además recibir programación provenientes de creencias y actitudes, si cuando eras niño constantemente te dijeron “la gente rica es pecadora” tu subconsciente hará todo lo que esté en su poder para evitar que te hagas rico. Aun cuando a un nivel consciente sepas que ser rico no es malo, el poder de tu programación te ganara siempre.
Es aquí donde las afirmaciones entran en juego. Repetir declaraciones positivas acerca de los cambios que quieres ver en tu vida reprogramaran tu subconsciente. Puedes usar tu consciente para repetir las afirmaciones una y otra vez hasta hundir a tu subconsciente. De ahí, tu nueva creencia se convertirá en parte de tu conducta automática.

0 Comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Comentarios de la entrada [Atom]

Vínculos a esta publicación:

Crear un vínculo

<< Página Principal